<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=149807469001499&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

¿Qué tipos de bonos existen para los trabajadores?


Ante las exigencias del mundo laboral actual, cabe preguntarse qué tipos de bonos hay para que formen parte de la propuesta de empleo hacia tus futuros empleados, buscando hacer más atractiva a tu empresa frente a los ojos de tus candidatos, ya que a veces se nos olvida que así como ellos están a prueba, en realidad nosotros o, mejor dicho, nuestras empresas, también están a prueba como una entre varias opciones de lugar de trabajo más en la que muy probablemente también estén aplicando. Hoy revisaremos algunas de estas opciones extras que podemos sumar a tu Propuesta de Valor para el Empleado (PVE).

Tipos de bonos


Bono de productividad

Ideal para elevar el ánimo de los empleados, específicamente en momentos donde la carga de trabajo aumenta súbitamente y hace que se lleguen a sentir abrumados. Ahora, no es necesario que esperes estas subidas súbitas de carga de trabajo, también puede ser para impulsar la consecución de un objetivo más ambicioso en tu organización. Piensa, por ejemplo, en un bono para quien cierre más ventas en el mes o para todos los que lleguen a N número de contratos firmados.


Bono de constancia/puntualidad

Si en tu negocio manejas más de un turno, los empleados del turno anterior deben esperar a los del siguiente para poder acabar su día laboral, lo cual puede llegar a causar roces entre ellos en caso de retrasos. Lejos de los castigos, pueden cambiar el enfoque y ofrecer bonos a quien llegue a tiempo durante la quincena, o a aquellos que nunca falten, si este es un problema recurrente en tu pyme. Cierto, podrías simplemente imponer una pena, toda vez que el horario de trabajo se supone viene especificado en el contrato, pero estamos intentando otro tipo de dirección, y si te lo puedes permitir, qué mejor. Implementa uno de estos bonos y observa los resultados.


Bono de fin de año

No confundir con el aguinaldo, que es una prestación de ley. Hablamos aquí más bien de un “detalle” o un “regalo” para tus empleados, aprovechando las fechas navideñas, la “época de dar”. Este bono puede variar en su valía (como en realidad, todos), bastará con una tarjeta de regalo, o de plano que sea dinero en efectivo, lo que más te acomode, aquí lo importante es hacerle sentir a tus trabajadores que forman parte de una gran familia, donde todos luchan por el mismo objetivo, y así reforzar la unión de tu fuerza laboral; que se sientan y se sepan valorados y queridos, esa es la clave.


Bono por firma de contrato

Recurre a este bono cuando necesites, sí o sí, prospectos con conocimientos muy específicos y que escasean en el mercado laboral. Por dar un ejemplo, supongamos que necesitas un experto ciberseguridad con especialidad en pruebas de penetración e ingeniería inversa. Si has dado con el candidato ideal y sabes que está aplicando también con alguna otra empresa, -más aun, alguno de tus competidores- este bono por firma de contrato puede terminar de convencer al candidato, por ver inmediatamente el primer beneficio de formar parte de tu empresa.


Bonos de retención

Cuando estás consciente de que a alguno de tus empleado clave le están llegando ofertas de otros lugares de trabajo, este bono puede ser muy útil. Demostrará tu genuino interés por retener al talento, aunque deberás ser muy cuidadoso con la manera en la que lo manejas, ya que quizás pueda llevar la conversación hacia un aumento de sueldo que no te puedes permitir actualmente. Si este llegara a ser el caso, lo inteligente sería pensar con qué tipo de incentivo podrías compensar la hipotética falta de capacidad de mejorarle el sueldo: quizás ofrecerle un día de home office a la semana, o un día económico al mes, pero eso ya sería algo a tratar directamente con el empleado en cuestión. Recuerda que no todo es dinero, sueldo o salario.


Si quieres conocer otros beneficios que no se basan en dinero para ofrecer a tus empleados, descarga gratis la guía al final de este blog post y obtén ideas para tener a tus empleados contentos y a tu pyme siempre competitiva.

 

salario emocional

Rodrigo Ayala Morales

Escrito por Rodrigo Ayala Morales

Asesor comercial con especialidad en emprendimiento. Promotor del autoempleo.

Deja un comentario

ÚLTIMOS ARTÍCULOS